21. ¡SED MENSAJEROS DE PAZ Y AMOR EN EL MUNDO! (15-19 de febrero)

 

 

1º ciclo

mensajeros-paz-mundo-1Era el séptimo día desde que la luz había desaparecido del mundo, cada color se preguntaba - ¿dónde se había ido la luz? -, los comentarios eran diversos y las respuestas variadas.

Finalmente los principales colores del mundo habían resuelto llamar a una gran reunión para resolver la dificultad, ya que sin luz cada color era gris y ninguno de los colores estaba dispuesto a perder su identidad.

Para la reunión todos los colores habían asistido por lo menos eso decía la lista.

Color Rojo la presidía y decía - Como sabrán el mundo entero esta sin luz hace varios días, los mundos de los sueños y sentimientos han iniciado la búsqueda de las soluciones y parece que gran parte de la solución esta en nuestro mundo, así que les cedo la palabra para poder resolver esta difícil misión .

En eso se para el color Rosa y dice - Yo opino que los colores oscuros son culpables de este apagón debido que opacan la luz- a lo que inmediatamente Azul oscuro dijo - En todo caso la flojera de los colores claros es la razón del porque no hay luz-. No había concluido de decir aquello, que todos los colores empezaron a increparse los unos a los otros y cada vez la oscuridad se hacía más intensa.

Tras una confusa discusión se escucho una voz que gritó -¡Basta!- el silencio en la sala rondaba. -¿Quién grito?- - ¿Quién dijo eso? - el cuchicheo cada vez era más recurrente con las preguntas, finalmente la voz volvió hablar - ¡Basta! ¿No se dan cuenta que la ausencia de nuestra unión hace que la oscuridad crezca?, ¿no creen acaso que los colores oscuros y los colores claros son importantes por igual?, Yo creo que la solución parte de aceptarnos los unos a los otros y juntos trabajar para dar luz. -¿qué perdemos al intentarlo? - dijo, -que cada color emane su propio color y uno después del otro podamos disfrutar de la luz del otro-.

Sin que nadie comente lo sucedido y pregunte nuevamente quien hablo, la reunión se iba llenando de colores, primero fue el amarillo, luego el rojo, el verde, el azul, el naranja, el violeta y así sucesivamente se iban uniendo hasta cuando el último de ellos había emanado su color y juntos habían formado la luz.

Cansados todos de un esfuerzo tan grande se echaron uno al lado del otro a descansar y sin quererlo en todas las partes del mundo se vio como se formaba un hermoso arco iris, debido que cada color aún de dormido seguía mostrando su color, con la diferencia que en vez de generar la luz blanca ahora formaban una estela multicolor mostrando sus diferencias y lo hermoso que se veían juntos.

Colorin multicolorado este cuento se ha acabado.

Nota: Uno solo no puede hacer milagros ni conseguir muchas cosas, pero si entre todos queremos podemos hacer muchas cosas por los demás.

Rezamos un Ave María y un gloria.

 

2º ciclo

Había una vez una espada preciosa. Pertenecía a un gran rey, y desde siempre había estado en palacio, partipando en sus entrenamientos y exhibiciones, enormemente orgullosa. Hasta que un día, una gran discusión entre su majestad y el rey del país vecino, terminó con ambos reinos declarándose la guerra.

La espada estaba emocionada con su primera participación en una batalla de verdad. Demostraría a todos lo valiente y especial que era, y ganaría una gran fama. Así estuvo imaginándose vencedora de muchos combates mientras iban de camino al frente. Pero cuando llegaron, ya había habido una primera batalla, y la espada pudo ver el resultado de la guerra. Aquello no tenía nada que ver con lo que había imaginado: nada de caballeros limpios, elegantes y triunfadores con sus armas relucientes; allí sólo había armas rotas y melladas, y muchísima gente sufriendo hambre y sed; casi no había comida y todo estaba lleno de suciedad envuelta en el olor más repugnante; muchos estaban medio muertos y tirados por el suelo y todos sangraban por múltiples heridas...

Entonces la espada se dio cuenta de que no le gustaban las guerras ni las batallas. Ella prefería estar en paz y dedicarse a participar en torneos y concursos. Así que durante aquella noche previa a la gran batalla final, la espada buscaba la forma de impedirla. Finalmente, empezó a vibrar. Al principio emitía un pequeño zumbido, pero el sonido fue creciendo, hasta convertirse en un molesto sonido metálico. Las espadas y armaduras del resto de soldados preguntaron a la espada del rey qué estaba haciendo, y ésta les dijo:

- "No quiero que haya batalla mañana, no me gusta la guerra".

- "A ninguno nos gusta, pero ¿qué podemos hacer?".

- "Vibrad como yo lo hago. Si hacemos suficiente ruido nadie podrá dormir".

mensajeros-paz-mundo-2Entonces las armas empezaron a vibrar, y el ruido fue creciendo hasta hacerse ensordecedor, y se hizo tan grande que llegó hasta el campamento de los enemigos, cuyas armas, hartas también de la guerra, se unieron a la gran protesta.

A la mañana siguiente, cuando debía comenzar la batalla, ningún soldado estaba preparado. Nadie había conseguido dormir ni un poquito, ni siquiera los reyes y los generales, así que todos pasaron el día entero durmiendo. Cuando comenzaron a despertar al atardecer, decidieron dejar la batalla para el día siguiente. Pero las armas, lideradas por la espada del rey, volvieron a pasar la noche entonando su canto de paz, y nuevamente ningún soldado pudo descansar, teniendo que aplazar de nuevo la batalla, y lo mismo se repitió durante los siguientes siete días. Al atardecer del séptimo día, los reyes de los dos bandos se reunieron para ver qué podían hacer en aquella situación. Ambos estaban muy enfadados por su anterior discusión, pero al poco de estar juntos, comenzaron a comentar las noches sin sueño que habían tenido, la extrañeza de sus soldados, el desconcierto del día y la noche y las divertidas situaciones que había creado, y poco después ambos reían amistosamente con todas aquellas historietas. Afortunadamente, olvidaron sus antiguas disputas y pusieron fin a la guerra, volviendo cada uno a su país con la alegría de no haber tenido que luchar y de haber recuperado un amigo. Y de cuando en cuando los reyes se reunían para comentar sus aventuras como reyes, comprendiendo que eran muchas más las cosas que los unían que las que los separaban.

Nota: Debemos de aprender a quedarnos con las cosas buenas de los demás y eliminar aquellas que no nos gustan.

Rezamos un Ave María y un gloria.

 

3º ciclo

Había una vez un Rey que ofreció un gran premio a aquel artista que pudiera captar en una pintura la paz perfecta. Muchos artistas intentaron. El rey observó y admiró todas las pinturas, pero solamente hubo dos que a él realmente le gustaron y tuvo que escoger entre ellas. La primera era un lago muy tranquilo. Este lago era un espejo perfecto donde se reflejaban unas placidas montañas que lo rodeaban. Sobre éstas se encontraba un cielo muy azul con tenues nubes blancas. Todos los que miraron esta pintura pensaron que esta reflejaba la paz perfecta.

mensajeros-paz-mundo-3La segunda pintura también tenía montañas. Pero éstas eran escabrosas y descubiertas. Sobre ellas había un cielo furioso del cual caía un impetuoso aguacero con rayos y truenos. Montaña abajo parecía retumbar un espumoso torrente de agua.

Todo esto no se revelaba para nada lo pacífico. Pero cuando el Rey observó cuidadosamente, él miro tras la cascada un delicado arbusto creciendo en una grieta de la roca. En este arbusto se encontraba un nido. Allí, en medio del rugir de la violenta caída de agua, estaba sentado placidamente un pajarito en el medio de su nido. Paz perfecta.

Nota: El Rey escogió la segunda. ¿Sabes por qué? Porque, explicaba el Rey, Paz no significa estar en un lugar sin ruidos, sin problemas, sin trabajo duro o sin dolor. Paz significa que a pesar de estar en medio de todas estas cosas permanezcamos calmados dentro de nuestro corazón. En medio de tanto lío, es donde debemos ser auténticos mensajeros de esa paz que llevamos por dentro.

Rezamos un Ave María y un gloria.